Cómo calcular los metros cuadrados de cerámica que necesitas - AYDA

Cómo calcular los metros cuadrados de cerámica que necesitas

Post Image

Además de los hermosos diseños que puedes encontrar en la cerámica para revestimiento, su gran resistencia al desgaste y su completa impermeabilidad la han convertido en el material perfecto para cubrir pisos y paredes.

Se trata de uno de los revestimientos para piso más versátiles. Una baldosa de cerámica se puede ver bien tanto en espacios interiores como exteriores.

Lo mismo ocurre respecto al tipo de uso que se le dará: las cerámicas para piso sirven para cocinas, baños, living, terrazas y jardines, solo por decir algunas opciones.

¿Pero sabes qué cantidad de cerámica vas a necesitar para cubrir todo el piso de tu habitación?

En AYDA te queremos facilitar la tarea y te enseñaremos a calcular la cerámica necesaria para cubrir el suelo de tu habitación paso a paso.

Primero mide los metros cuadrados de la superficie

Aunque pueda sonar obvio, debemos asegurarnos de hacer bien todos los pasos para que el trabajo quede bien hecho, así que lo primero que tendrías que hacer es elegir bien en qué espacio vas a instalar la cerámica.

Una vez que ya lo tengas claro, es hora de sacar tu huincha de medir para empezar a dimensionar y anotar cada centímetro que nos permitirá saber qué cantidad de cerámica es necesario comprar.

Empecemos primero por las superficies regulares y luego veremos cómo hacerlo con aquellas áreas más complejas. Aunque lo cierto es que no se trata de nada muy difícil.

Medir los metros cuadrados de una superficie regular

Las superficies regulares son aquellas que corresponden a un simple cuadro. Son las más fáciles de calcular, ya que bastará con que uses tu huincha de medir y un simple cálculo para obtener el valor que necesitas.

En estos casos basta con aplicar la geometría básica, pero tranquilo, si no te va muy bien con las matemáticas te lo vamos a explicar de una forma muy sencilla.

Lo primero que debes hacer es medir el largo y el ancho del área en la que vas a instalar tu cerámica. Luego multiplica estas dos cifras, lo que te dará de resultado el total de metros cuadrados que deberás cubrir con el revestimiento.

Figuras de una habitación con información para medir los metros cuadrados en superficie regular.Figura 1. Figuras de una habitación con información para medir los metros cuadrados en superficie regular.

Medir los metros cuadrados de una superficie irregular

Cuando el área en la que deseas instalar tu piso de cerámica es irregular, el ejercicio requiere un poco más de tiempo, pero sigue resultando una tarea muy sencilla. Con irregular nos referimos a aquellos espacios que no son un cuadro o un rectángulo simplemente, sino que podríamos relacionarlas con figuras geométricas más complejas.

Solo tienes que dividir la superficie en figuras geométricas simples y calcular el área de cada una. Después suma todos los metros cuadrados que obtengas y tendrás el total de tu habitación.

Por ejemplo, puede que tu superficie corresponda a un gran rectángulo más un pequeño cuadrado. Calcular el área de cada uno y con el total de todo ello ya puedes ir a comprar tus cajas de cerámica.

Para dejarlo más claro, en la imagen a continuación puedes ver, a la izquierda, un rectángulo de 2 metros de ancho por 4 metros de largo, más un pequeño triángulo que se proyecta por la derecha de la figura.

Figuras de una habitación con información para medir los metros cuadrados en superficie irregularFigura 2. Figuras de una habitación con información para medir los metros cuadrados en superficie irregular.

Para calcular el área total, descomponemos ambas figuras, calculamos sus áreas por separado y sumamos.

El rectángulo nos da un área de 8 metros cuadrados (4×2), mientras que para el triángulo, lo que haremos será proyectar sus lados para formar un rectángulo, lo que nos dará un área de 2 metros cuadrados (1×2). Sin embargo, no te olvides que esa proyección de lados solo fue para facilitar el cálculo y lo que tú realmente necesitarás, en este caso, será la mitad de esa área, es decir, 1 metro cuadrado. En total, 9 metros cuadrados.

En caso de que quieras instalar cerámica en un muro, tienes que llevar a cabo el mismo proceso que te presentamos anteriormente. Eso sí, no olvides restar el espacio utilizado por puertas y ventanas.

Ahora calcula la cantidad de cerámica que necesitarás

La cantidad de cerámica que vas a necesitar no solo depende de los metros cuadrados que tiene la superficie a cubrir, tal como ocurre con el piso flotante u otro tipo de revestimientos para suelo.

Una vez que estés en la tienda podrás darte cuenta que existen cerámicas de diferentes tamaños, por lo que es otro factor que debes considerar para saber cuántas vas a necesitar.

Generalmente, los metros cuadrados que trae una caja de cerámica vienen indicados en su empaque, datos que nos ayudarán a determinar la cantidad de material necesario. Lo mismo ocurre en el caso de los pisos laminados y otros revestimientos.

En términos simples, todo va a depender de cuántas cerámicas trae una caja y qué dimensiones tiene cada baldosa.

La fórmula es muy fácil: divide la superficie total donde se colocará la cerámica (el resultado que obtuviste en el punto anterior) con la superficie que dice cubrir la caja.

El cálculo anterior te dará como resultado la cantidad de cajas de cerámica que deberás comprar para tu suelo.

Pero hay algo que debes tener en cuenta antes de comprar si no quieres que te falte material a medio camino. A continuación, averigua cómo evitar que te falte cerámica.

¿Cómo evitar que te falte cerámica en pleno trabajo de instalación?

Al emprender la instalación de cerámica, es esencial prever adecuadamente la cantidad de material necesario para evitar contratiempos. Al momento de adquirir la cerámica, asegúrate de añadir un margen adicional del 5% al 10% en metros cuadrados respecto a la superficie total que planeas cubrir. Esta precaución es crucial, ya que algunas baldosas pueden requerir adaptaciones a los ángulos de la habitación, y es probable que se pierdan algunas piezas durante el corte, especialmente en superficies irregulares.

Considerando este consejo, podrás realizar la instalación con tranquilidad, teniendo suficientes baldosas incluso si algunas se dañan durante el proceso. Además, si quedan piezas adicionales, puedes almacenarlas para futuras reparaciones, como reemplazar una baldosa rota.

Aunque instalar cerámica no es una tarea difícil, muchos optan por consultar a expertos para asegurarse de un trabajo impecable y así emplear su tiempo en otras actividades. Al integrar estas recomendaciones, aseguras una planificación efectiva para la instalación de pisos y revestimientos ¡No olvides considerar la calidad del enchape para pisos y el enchape para pared con el fin de garantizar resultados duraderos y estéticamente atractivos!

Ir a servicio

Comentarios


Deja un comentario

Hemos actualizado nuestra Política de Protección de Datos Personales que puedes conocer o consultar aquí