Tipos de muros en casa: ¿Cómo diferenciar paredes, textura y fachada? - AYDA

Tipos de muros en casa: ¿Cómo diferenciar paredes, textura y fachada?

Post Image

Tipos de muro según su funcionalidad

Es común que pasemos largas horas haciendo diferentes actividades dentro de nuestro hogar, pero pocas veces ponemos atención a la infraestructura que nos rodea y cómo está construida.

Saber qué tipos de muros tienes en casa te servirá para cuando quieras pintar, hacer renovaciones, decorar, instalar muebles y electrodomésticos, entre muchas otras utilidades.

No es cosa de llegar y empezar a modificar a tu antojo el lugar donde vives. Si no lo tienes claro, en el futuro puede que surjan inconvenientes que son fáciles de evitar si haces las cosas de manera adecuada.

Para no arrepentirte cuando ya no haya vuelta atrás, ten en cuenta que las paredes que conforman la estructura de una casa están ahí por algo y algunas de ellas será mejor que ni las toques.

Para entender cuáles son las paredes que puedes modificar y cuáles no, mira la siguiente clasificación.

Muros divisorios

Las paredes divisorias, como su nombre indica, son las que se encargan de actuar como separadores de ambientes, así como también se utilizan como aislantes, puesto que permiten mantener la temperatura al interior.

Otra funcionalidad que tienen los muros de esta categoría es la de funcionar como impermeabilizantes, alejando la humedad de nuestro refugio.

Muros de carga

En tu casa, también vas a encontrarte con unas estructuras mucho más gruesas que las que acabamos de revisar. ¿Te imaginas ya cuál puede ser? Puedes identificarlos a través de una observación detallada de tu entorno. Para diferenciarlos, busca las vigas que dan estabilidad a la construcción en la que habitas. Estas están apoyadas justo sobre los muros de carga.

Si no puedes hacer lo anterior, otra idea para encontrar este tipo de pared en tu casa es ir golpeándolas suavemente hasta encontrar el de mayor consistencia. Los muros portantes, como también se les conoce, serán más gruesos a medida que más peso deban soportar.

Muros de contención

Y los últimos de la lista, pero no por eso menos importantes, son los muros de contención. De hecho, sin ellos difícilmente podríamos establecer las bases de nuestra casa en terrenos que no tienen mucha estabilidad.

Esto es porque estas construcciones se utilizan con el fin de bloquear o impedir el movimiento de materiales sueltos o movimientos de tierra.

¿De qué material están hechos los muros de una casa?

Otra manera de diferenciar los muros que componen una casa es a través del material con el que están hechos.

Un muro divisorio, por ejemplo, suele estar elaborado con piedra pómez, ladrillos princesa, bloques de cemento huecos, madera, plástico, metal, entre otros materiales.

En el caso de los de carga, se acostumbra que sean construidos con ladrillos o bloques de cemento. El concreto, la piedra y el adobe también se utilizan comúnmente para edificar este tipo de paredes, los que además te permiten diferenciar la fachada, ya que también son comunes para esta parte de nuestra construcción.

Para hacer los muros de contención, lo más común es que se use hormigón, piedra u otros materiales por el estilo.

Estos materiales aportan diferentes texturas a las paredes de nuestra casa. Utiliza esto como pista para identificar de qué tipo de pared se trata.

Factores a tener en cuenta al construir un muro

Como quizás ya te imaginas, construir un muro no es algo muy fácil que pueda llevar a cabo cualquier persona. Se trata de una tarea que requiere de conocimientos sobre diferentes áreas, como la matemática, la física, un poco de geografía y mucha, mucha paciencia.

Lo primero que debes tener en cuenta es el tipo de proyecto que quieres realizar. Ya sea que desees hacer una terraza, una habitación u otro espacio.

Luego revisa las condiciones del terreno, tales como la elevación y la pendiente, así como también la estabilidad del suelo y si es necesario hacer algún tipo de modificación en él.

Es importante tener en cuenta lo anterior para determinar las dimensiones del muro a construir.

Para no equivocarte, realiza diferentes bocetos y planos de tu muro en el lugar donde lo quieres edificar. Esto te ayudará a tener en cuenta las diferentes opciones de distribución de espacios y dónde será necesario intervenir para preparar la base del muro.

Comentarios


Deja un comentario

Hemos actualizado nuestra Política de Protección de Datos Personales que puedes conocer o consultar aquí